Antonio Fabela's Blog

Monday, July 21, 2008

Concertar

No me malinterpreten, a mi meencanta la musica pero...
Estos ultimos 3 años se han presentado muchas bandas de talla internacional en Monterrey, mas que nunca en la historia de la ciudad, la creacion de lugares como la arena monterrey y la mercadotecnia global sumado a que los organizadores se dieron cuenta que pueden cobrarnos lo que sea para ir a ver un grupo, han sido las causas que desde bandas nuevas y desesperadas como The Hives hasta enormes mounstros viejos del rock como los Stones visiten Mty.

Yo considero que ningun grupo es suficientemente importante como para irlo a buscar a otro estado, menos a otro pais, pero aun, el culto que existe a un simple grupo de musica es por demas deprimente.
Muchos de mis amigos, son fieles devotos a un grupo (o dos o mas) de musica, conocen su historia pensamiento, vestimenta, fechas de presentacion y lo ultimo que dijeron en alguna revista o pagina de internet; los tienen en calcamonias, nicks de messenger, playeras (me incluyo aunque solo las compro por el diseño, todos saben que me visto con lo que encuentre) o hasta tatauados en la piel como si de fervientes a la virgen de Guadalupe estuvieramos hablando.
Cuando en realidad estamos hablando de simples personas que hacen musica, a quienes queremos que nos entreguen las respuestas de la vida y la espiritualidad, y aunque la musica si tiene el don de cambiar y crear corrientes de pensamientos, la mayoria de los grupos a los que se les sigue con fervor no tienen nada, son las personas mas valemadre que hay, los musicos de rock y asociados, aunque finjan realmente no les interesa nada mas que ellos mismos.
Sin embargo ahora existen personas que se consideran campeones, triunfadoras y de un estatus mas elevado por el simple hecho de... ir a un concierto.
Es algo que me llena de tristeza, que hemos llenado lugares en los que se presentan grupos de la mas increible gueva del mundo a cantarnos sus canciones y enbobarnos con sus luces, que francamente se nota que estan repitiendo el mismo evento de hace 2 dias y que volveran a hacerlo en dos dias mas como si de un producto hecho por coca cola se tratara, y nosotros los alabamos diciendo que fue el mejor concierto del año, el evento que cambio nuestras vidas.
y realmente si las cambio? comprar boletos con meses de anticipacion, viajar horas en carretera? hacer largas filas y gastar en bebidas a precios exagerados?
O simplemente es al siguiente dia platicarles a tus amigos (que no fueron) como eres una mejor persona por seguir tu devocion?

1 comment:

Anonymous said...

Vaya… hasta que sonó interesante este blog... Chavo.